El último viaje de Enrique Meneses

Publicado: febrero 12, 2013 en Aitana García Cantos

Aitana García   PRVOL_ENRIQUEMENESES_130213_AITANAGARCÍA

El pasado 6 de enero los Reyes Magos trajeron una mala noticia desde Oriente para el periodismo. En un día de ilusión, la profesión se tiñó de luto por el fallecimiento de Enrique Meneses en el Hospital La Paz de Madrid a los 83 años de edad. El fotoperiodista, escritor y ante todo aventurero se embarcó en su último viaje dejando un legado de más de cincuenta años de una vida entregada al periodismo.  Aun cuando sus manos temblorosas acusaban el paso del tiempo, Meneses alardeaba de tener un espíritu joven que se plasmó en una existencia intensa donde no hubo lugar para el miedo.

Su madre le regaló una Olympus 1954 cuando tenía veinticinco años y partió rumbo a El Cairo. Desde allí, recorrió África hasta Cabo en una primera expedición que lo sumergió en las etnias del continente a través del objetivo. Aquello no era más que el principio de una experiencia vital  única (atención al Decálogo del aventurero).

meneses2

Comprimir la trayectoria de Meneses en unas líneas es harto complicado: París Match, Cosmópolis, Playboy, Reporteros TVE, Aventureros RNE…  El documental Oxígeno para vivir lo intentó, sin embargo, las claves para vislumbrar al periodista son las fotografías que tomó y que desentrañan un camino profesional marcado por los hitos del siglo XX. En su retina queda registrado un sinfín de acontecimientos que hoy contemplan los libros de Historia. La guerrilla cubana de Castro y el Che, la lucha por los derechos civiles en EE.UU., la muerte de Kennedy o la cercanía con el Rey conformaron su vida. Dalí, Martin Luther King, Joan Baez, Andrés Segovia, Burt Lancaster, Marlon Brando, Sidney Poitier, Cassius Clay, Dominguín, María Cuadra, Picasso… Cientos de rostros que se intentaron plasmar en el homenaje Cien Miradas.

Enrique Meneses con Fidel Castro en Sierra Maestra (Cuba)

Enrique Meneses con Fidel Castro en Sierra Maestra (Cuba)

Hijo de periodistas, decía que no tenía sangre en las venas, sino tinta de imprenta. Enrique Meneses era pasión. Pasión por el periodismo al que aplicaba una receta básica: “70% de paciencia, 20% de profesionalidad y 10% de suerte”. Una profesión que amó y que desempeñó hasta sus últimos días a través de twitter y de su blog (la última entrada sobre el independentismo catalán data del 15 de noviembre). Una profesión cambiante en la que queda su mensaje esperanzador: “Los periodistas de ahora son mejores que los de antes”. Una profesión que ahora reverencia su trayectoria y expresa sus más sentidas condolencias.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s