El salvavidas digital

Publicado: febrero 12, 2013 en Verónica Gómez Carrasco
Etiquetas:, , ,

Verónica Gómez -PR07_NEWPAPER_130213_VERÓNICA_GÓMEZ

Newpaper: Cómo la revolución digital transforma la prensa

Autor: Albert Montagut     Páginas: 432
Editoral: DEUSTO S.A. EDICIONES
Palabras clave: Print, online, redacción, digital, evolución

“Lo digital es una oportunidad para salvar el periodismo”. Con estas palabras, más bien una moraleja, el periodista Albert Montagut presentó en público su nuevo libro: “Newpaper: cómo la revolución digital transforma la prensa”, un manual imprescindible para comprender el vertiginoso cambio el periodismo y quienes lo componen han experimentado con la llegada de la era digital.

A través de su experiencia en los distintos medios en los que Montagut ha trabajado, el lector se pone en la piel de los profesionales que entraron en el siglo XXI conviviendo con un cambio en su modo de trabajar, que pasó de ser una forma marginal a la única manera de contar la realidad.

“La prensa escrita ya había incubado el virus de su propia crisis. Editores, periodistas y el sector en general se enfrentaban no sólo a la caía de ingresos y de la profesión, sino a un verdadero problema de identidad: ¿Cuál será de la prensa del futuro?” Con la progresiva crisis de la profesión como telón de fondo, como cuenta el periodista Julio Cerezo, ordenadores y tablets ocupan el papel protagonista. El periodismo asistió maravillado a la proliferación de herramientas que llevaban su trabajo a cualquier parte del mundo en cuestión de segundos. Cada pequeño paso se convirtió en un avance sin precedentes en aquellas redacciones que desde finales de los años 90 descubrieron que su puerta al mundo se encontraba en el ordenador colocado al fondo de la redacicón al que apenas se le prestaba atención. “Ahora resulta ridículo, pero es que la Prehistoria de Internet está separada de su Edad Media por un segundo”, recuerda Álex Sàlmon.

634939346795915492

Con el tiempo, las redes sociales también se incorporaron a la rutina periodística. Según la socióloga Inés Gómez Plaza, en España el 75% de los internautas usan las redes sociales, lo que lo sitúa en el 5º puesto del ranking de países donde más se utilizan estas redes, superando a Francia y a Alemania. Esto no pasó desapercibido en las redacciones, que con el tiempo han aprendido a emplearlas para tomar el pulso de la sociedad: “Las redes sociales nos abren las puertas a conocer la opinión de todos aquellos que transitan por Internet. Los medios convencionales han de dar voz a todo el mundo, a los que circulan por las redes y a los que no”, indica dicha autora.

La Era Digital ha sido un cambio revolucionario al que los lectores han sabido adaptarse rápidamente. No tanto los periodistas. Mientras con el paso de los años se incorporaban a las redacciones los llamados nativos digitales, educados a través de la tecnología y con una habilidad innata para ello, los profesionales más consolidados han sufrido un complejo proceso de actualización. En la combinación de ambas formas de entender el periodismo está el acierto: “El éxito vendrá de la colaboración entre jóvenes periodistas online y veteranos print. Somos complementarios, no enemigos”, señala la periodista Ana Cañil, una de las colaboraciones con las que ha contado Montagut, a la altura de Juan Varela o Enrique Figueredo.

“Newpaper” es un libro teñido de nostalgia, además de una herramienta imprescindible para comprender la transformación que ha cambiado al periodismo y con él nuestra realidad, así como todo lo que se ha perdido por el camino. “Saltamos de terminales tontas a ordenadores conectados con sistemas operativos propios y a portátiles sin hacernos las preguntas que habrían cambiado nuestra mirada profesional”. Montagut deja una puerta abierta a lo que pasará a partir de ahora, cuando la oleada de crisis que nos asolan amaine y el periodismo tenga que hacer frente a su nueva situación. La muerte del papel, anunciada, cercana pero nunca recibida, quizá se confirme con la evolución del periodismo digital. Más allá de medios y perfiles, una cosa está en juego y debemos salvaguardar: el auténtico periodismo.

»Hay un choque de culturas permanente entre el mundo print y el online, y las grandes empresas tienen miedo

»El periodismo tradicional existirá siempre. No será como lo conocemos ahora, pero el periodismo aporta algo que no se encuentra en las páginas de web. Los editoriales, los artículos, la opinión, ésa es la parcela que se reserva el print para el futuro. 

»Los supuestos gurús se han empeñado en matar el papel antes de que sepamos cómo rentabilizar el buen periodismo online, pero cuando yo sea abuela ya habrán resucitado las obligaciones de buenas historias, serias, contrastadas y documentadas. 

» Da igual el soporte. Más allá de un papel manchado de tinta o de los bits de Internet, un periódico es una relación de confianza entre una redacción y sus lectores.

Anuncios
comentarios
  1. Gracias por el enlace a mi post Verónica. Excelente artículo. Felicidades!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s